jueves, 6 de febrero de 2014

¡OYE!, ¿Y SI NOS FUGAMOS?

Escapemos juntos, al menos un fin de semana.
No le digamos a nadie,
finjamos que no ha pasado nada.
Seamos nosotros por completo
por un fin de semana,
vayamos a un lugar neutral,
un lugar donde nadie nos conozca.
Vivamos como una vez pensamos en vivir,
pasemos horas en esa fantasía
para darnos cuenta
si es en verdad lo nuestro el estar juntos
pero no dejemos pasar esta oportunidad.
Vivamos siendo libres,
siendo tú y yo en unas horas que serán nuestras,
en un lugar que haremos nuestro.
Si esto no funciona
al menos lo habremos intentado,
que no quede en el tintero el hubiera,
¿qué perdemos? ¡Volemos juntos!
¡Volemos a ese sueño!
No le diré nada a nadie
porque tampoco le dirás nada a nadie;
no le haremos daño a terceros
porque serán momentos
en que dejaremos a un lado nuestro pasado
y nuestro presente
para estar dentro de un momento
que tanto se ha soñado.
Sé que esta idea no es ajena a ti,
que también lo has pensado.
¡Oye!, ¿y si nos fugamos?











Publicar un comentario